Cómo hacer salsa blanca con champiñones (receta fácil)

 

Como hacer salsa blanca con champiñones. Receta fácil paso a paso. Perfecta para acompañar un buen entrecot, un solomillo o unas pechugas de pollo,

Cómo hacer salsa blanca con champiñones

Cómo hacer salsa blanca con champiñones. Bien cremosa, llena de sabor y perfecta para acompañar un buen entrecot, un solomillo o unos escalopes de pollo, no se necesitan champiñones de lujo. Simplemente con unos champiñones comunes ya conseguiremos una salsa estupenda. Esta es una receta que suelo hacer con bastante frecuencia. Se prepara en un momento. El único truquillo a saber es que hay que dejar bien reducir los champiñones, para que suelten el juguillo del que se impregnará toda la salsa. ¡Ah! Y si tenéis a mano un poco de crème fraîche, mucho mejor.

Cómo hacer salsa blanca con champiñones
Imprimir

Cómo hacer salsa blanca con champiñones (receta fácil)

Valoración: 1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars
Personas: 4 Tiempo: Dificultad: Fácil

Ingredientes

  • 250 g de champiñones
  • 1 chalota
  • 10 g de mantequilla
  • 1 chorrito de vino blanco (1 vaso de chupito)
  • Sal y pimienta blanca
  • 200 ml de crème fraîche o, en su defecto, nata para cocinar

Elaboración

  1. Lava bien los champiñones bajo el grifo de agua fría. Córtales un poco la base del tallo para eliminar la parte reseca y fea. Después, trocéalos.
  2. Pela la chalota, lávala y pícala finamente.
  3. En una sartén a fuego medio, derrite la mantequilla.
  4. Añade la chalota picada y rehógala a fuego medio-bajo unos 5 ó 6 minutos.
  5. Incorpora los  champiñones y sazónalos de sal y pimienta al gusto.
  6. Reghógalos a fuego medio-bajo unos 7 ó 8 minutos, hasta que hayan reducido bien su tamaño y el agua que han soltado se haya evaporado casi por completo.
  7. Riega los champiñones con el vino blanco y déjalo evaporar a fuego medio-bajo unos minutos.
  8. Ahora, añadir la crème fraîche. Mezcla buen y déjalo reducir unos minutos, hasta que haya espesado y obtenido la consistencia que deseas.
  9. Rectifica de sal y pimienta a tu gusto.
  10. Y ya está. A utilizar sobre un buen entrecot a la plancha, un solomillo, o, incluso, una pechuga de pollo. ¡Buén provecho!

Sugerencias, trucos y consejos

  • Si lo deseas, puedes espolvorear un poco de perejil fresco picado.
  • Si la salsa te queda demasiado espesa, siempre puedes conseguir una consistencia más líquida añadiendo un chorrito de leche, o agua, o, si dispones, un poco de caldo. No te olvides rectificar de sal y pimienta después.
  • Utiliza la mezcla de setas y champiñones que prefieras, aunque simplemente con los champiñones clásicos queda muy rica.
  • En lugar de vino blanco, puedes usar un chorrito de cognac o brandy.
  • Si no dispones de chalotas, puedes usar media cebolla muy bien picadita.
  • En el blog encontrarás más recetas con champiñones. Prueba los champiñones rebozados con salsa de ajo o los garbanzos con champiñones.

 
Clasificado en: receta Salsas y Vinagretas
Etiquetas:

Ahora ya sabes cómo hacer salsa blanca con champiñones.

¡Hasta la próxima receta!

 

 

 
 

Te puede interesar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

  1. Liliana dice:

    Mira que como poca carne, pero la salsa de champiñones o setas siempre me ha parecido de las mejores para acompañarla :). Muy buena pinta!

    • ¡Hola Liliana!

      Gracias por tu comentario :-)

      A mi me parece increíble que con los champiñones comunes quede una salsa para acompañar carnes que, desde mi punto de vista, tiene poco que envidiar a las salsas con otras setas de “más categoría”. Sin menospreciar la de pimienta o la de roquefort… Es más, como tenga un “día queso” me decanto por esta última.

      Me alegra que te guste la pinta que tiene.

      ¡Un abrazo!