Estoy hecho un Cocinillas
http://estoyhechouncocinillas.com

Patatas gajo o patatas deluxe con salsa ranchera

Receta de patatas gajo (patatas deluxe) con salsa ranchera

Valoración: 1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars
Personas: 4 Tiempo: Dificultad: Fácil

Ingredientes

  • 500 g de patatas (5 patatas de 100 g)
  • 50 g de harina de trigo
  • 1 cucharadita de pimentón dulce
  • Sal y pimienta
  • Para la salsa ranchera
  • 60 ml de nata para cocinar
  • 1 chorrito de zumo de limón
  • ½ diente de ajo, bien machacado
  • 1/2 cucharadita de cebolla picada finamente
  • ½ cucharadita de cebollino picado
  • ½ cucharadita de perejil fresco picado finamente

Elaboración

  1. Prepara la salsa: Mezcla la nata con el limón hasta que empiece a espesar y luego con el resto de ingredientes. Controla poco a poco el nivel de ajo. Reservar tapado en la nevera.
  2. Lavar bien las patatas pues las dejaremos con la piel.
  3. Cuando las patatas en gajos lo más regulares posibles.
  4. Colocar las patatas dentro de un cazo grande y cubrirlas con agua.
  5. Poner el cazo al fuego y llevar a ebullición.
  6. Hervir las patatas unos 5 minutos.
  7. Escurrir inmediatamente las patatas y dejar templar.
  8. Mientras tanto, en un gran bol, mezclar la harina con el pimentón y añadir media cucharadita de sal y otra de pimienta.
  9. Salpimentar ahora las patatas.
  10. Introducir la harina y las patatas en una bolsa de congelación y agitar bien. Este método es el más rápido para enharinar las patatas. Si no, también se puede hacer a mano o en un recipiente con tapa.
  11. Calentar abundante aceite de oliva en una sartén, un cazo con fondo espeso o en la freidora a 170ºC.
  12. Cuando el aceite esté bien caliente, freír las patatas hasta que estén doradas al gusto, en dos o tres tandas.
  13. Dejar escurrir 1 minutos sobre papel absorbente.
  14. Y ya está. Servir junto con la salsa ranchera. ¡Buen provecho!

Sugerencias, trucos y consejos

  • Además de la salsa ranchera, puedes servir las patatas gajo con tu salsa favorita, como mayonesa, ketchup, alioli, mostaza y miel…
  • Puedes cocer las patatas al vapor.
  • Para una versión un poco más ligera de las patatas deluxe, no las pases por harina, en lugar de ello, una vez cocidas, añádeles un chorrito de aceite, sazónalas con las especias que hayas elegido y hornéalas en horno precalentado a 180ºC hasta que estén doradas.
  • ¿Te gustan los las patatas fritas? No dejes pasar por algo las patatas fritas gratinadas con queso y bacon, las patatas aliñadas con vinagreta de ajo y perejil o, si buscas la guarnición perfecta, las patatas horneadas con tomillo. ¡Triunfaras!
  • También las puedes utilizar para acompañar un schnitzel, el famoso filete empanado típico de la cocina austríaca.