Estoy hecho un Cocinillas
http://estoyhechouncocinillas.com

 

Crema de boniato y zanahoria

Receta de crema de boniato y zanahoria

Valoración: 1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars
Personas: 4 Tiempo: Dificultad: Fácil

Ingredientes

  • 2 boniatos
  • 1 patata
  • 3 zanahorias
  • 1 cebolla (no demasiado grande)
  • 1 puerro
  • 1 ó 2 hojas de laurel
  • 1 rama de perejil
  • 2 ó 3 ramas de tomillo fresco (opcional)
  • 1 l de caldo de pollo
  • Aceite de oliva virgen extra
  • Sal y pimienta

Elaboración

  1. Cortar las hojas verdes al puerro y la raíz. Enjuagar y reservar un par de hojas. Limpiar la parte blanca haciendo una incisión en forma de cruz en la parte más verde para, enjuagar bajo el grifo de agua fría, prestando atención a quitarle toda la tierra que tenga dentro.
  2. Trocear el puerro en rodajas de 1 cm de grosor, más o menos.
  3. Pelar la cebolla, las zanahorias, la patata y los boniatos. Enjuagarlos y trocearlos.
  4. En una olla, calentar 2 cucharadas de aceite de oliva y rehogar primero la cebolla con el puerro unos minutos, hasta que estén tiernos.
  5. Incorporar la zanahoria, la patata y el boniato y rehogar unos 10 minutos a fuego medio. Remover de vez en cuando.
  6. Cubrir con el caldo de pollo, añadir el laurel, el perejil, las hojas de puerro reservadas y opcionalmente las ramas de tomillo. Salpimentar ligeramente.
  7. Tapar la olla y llevar a ebullición. Cuando hierva, dejar cocer a fuego medio entre 20 y 30 minutos, hasta que la zanahoria, la patata y el boniato estén tiernos.
  8. Retirar la rama de perejil, el laurel, el tomillo y las hojas de puerro.
  9. Triturar muy bien con la batidora y luego, si se desea,  pasarlo por un colador fino para obtener una crema lisa, empujando con un pilón de un mortero para que pase mejor.
  10. Probar y ajustar de sal y pimienta, si necesario.
  11. Y ya está. ¡Buen provecho!

Sugerencias, trucos y consejos

  • Puedes servir esta crema de boniato y zanahoria recién hecha o puedes guardarla en la nevera una vez fría para consumirla más tarde.
  • Decorar con perejil y un chorrito de nata líquida, si lo deseas. También queda muy rico cebollino picado o la parte verde de la cebolleta.
  • Dale un toque crujiente con unos picatostes (receta aquí).
  • Para que sea más fácil sacar las hierbas aromáticas del caldo, puedes atarlas con un hilo de cocina. Esto es lo que se conoce como “bouquet garni”.
  • En lugar de caldo de pollo, puedes utilizar un buen caldo de verduras, o simplemente agua.
  • El caldo, si es casero, mejor.
  • Si tienes una olla exprés, no dudes en utilizarla. Las verduras sólo necesitarán poco más de 10 minutos para que estén tiernas, desde que empiece a silbar la válvula.
  • ¿Te gusta comenzar la comida o cena con un platito caliente y reconfortante como éste? En el blog encontrarás más recetas de sopas y cremas. Prueba la crema de calabacín o la crema de calabaza.