Receta de macarrones a la siciliana (con berenjena y mozzarella)

 
Macarrones a la siciliana (con berenjena y mozzarella)

Los macarrones a la siciliana es una versión muy parecida de la pasta alla norma, receta que conté hace unos días. Sin embargo, la particularidad de este plato de macarrones es que cuenta con ingredientes más accesibles fuera de Sicilia. Si podéis encontrar ricotta salada, os recomiendo que os preparéis un buen plato de pasta a la norma. Si no, siempre podéis disfrutar de esta versión: unos macarrones con tomate, berenjena y mozzarella. Esta última, además, se añade al final de la preparación, o se puede gratinar un poco, fundiéndose en ambos casos y haciendo de este plato una delicia. Por cierto, que descubrí este plato en un restaurante en Ginebra. Allí los macarrones a la siciliana son el plato estrella y, encima,  puedes repetir las veces que quieras.

Macarrones a la siciliana (con berenjena y mozzarella)
Imprimir

Receta de macarrones a la siciliana (con berenjena y mozzarella)

Valoración: 1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars
Personas: 4 Tiempo: Dificultad: Fácil

Ingredientes

  • 400 g de macarrones (pueden ser rallados o no)
  • 1 kg de tomates o una lata grande de tomates en conserva (800 g)
  • 1 berenjena grande
  • 2 bolas de mozzarella
  • Hojas de albahaca fresca
  • Sal y pimienta
  • Aceite de oliva
  • 1 cucharadita de café de azúcar
  • Parmesano rallado para espolvorear

Elaboración

  1. Lava bien la berenjena. Quítale el tallo y córtala en rodajas o cubos de 1 cm ó 1.5 cm de lado.
  2. Añade sal a la berenjena y déjala reposar una media hora sobre un colador. Este paso permite reducir el amargor de la berenjena.
  3. Mientras la berenjena reposa, debes preparar una salsa de tomate frito con albahaca:
    1. Lava los tomates, quítales el pedúnculo haciendo un círculo alrededor con un cuchillo y córtalos en trozos.
    2. En una sartén, calienta 4 cucharadas de aceite de oliva. Cuando esté caliente, añade el tomate en trozos, espolvorea 1 cucharadita de azúcar y añade unas hojas grandes de albahaca. Déjalo reducir durante una buena media hora.
    3. Retira las hojas de albahaca y tamiza la salsa utilizando un pasa purés a manivela.
    4. De nuevo en la sartén, ajusta de sal, y pimienta y añade nuevamente unas hojas de albahaca picadas
    5. Deja reducir por unos minutos más y listo.
  4. Pon a calentar a fuego medio abundante aceite de oliva en una sartén.
  5. Seca los trozos de berenjena. Dóralos en el aceite bien caliente y déjalos reposar sobre papel de cocina.
  6. Corta la mozzarella en cubos de 1 cm de lado.
  7. En una gran olla, pon a calentar de 3 à 4 litros de agua.
  8. Cuando empiece a hervir, añade una cucharada bien colmada de sal y cuando vuelva a hervir, añade la pasta y remueve un poco, para evitar que los macarrones se peguen unos con otros desde el principio.
  9. Cuece la pasta el tiempo indicado por el fabricante. Dejándola bien al dente.
  10. Escurre la pasta y reserva un poco del jugo de cocción.
  11. Si es necesario, vuelve a calentar la salsa de tomate. Cuando esté caliente, mézclala con la pasta, la berenjena y un poco del jugo de cocción.
  12. Añade por último los cubos de mozzarella y remueve con cuidado hasta que empiecen a fundirse.
  13. Y ya está. Servir enseguida. En la mesa puedes espolvorear tu plato de macarrones a la siciliana con queso parmesano rallado. ¡Buen provecho!

Sugerencias, trucos y consejos

  • En lugar de cortar la mozzarella en cubos, puedes cortarla en rodajas, colocarla sobre los macarrones mezclados ya con la berenjena y la salsa de tomate y gratinar al horno.
  • Puedes hornear la berenjena en lugar de freírla para hacer un plato más ligero.

 
 
 

Te puede interesar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *