Saltar al contenido
Estoy hecho un Cocinillas

Receta de tortilla de patatas (con o sin cebolla)

Tortilla de patatas con cebolla

Una de los grandes diferencias entre los españoles es si les gusta tortilla de patatas con o sin cebolla. A mi me gusta la tortilla de patatas con cebolla, pero he de reconocer que la mejor tortilla de patatas de España y del mundo entero es la que hace mi madre sólo con patata, huevos de su corral y aceite de oliva de la molina del pueblo. Si ya, la patata es nueva, mucho mejor. Normalmente le queda una tortilla de patatas jugosa y me encanta el punto que le da.

Cuando estaba en la universidad, cada vez que me volvía para Madrid me traía una tortilla hecha por mamá en un tupperware original especial para tortilla. Muy practico, por cierto. Ahora, siempre que voy de visita le pido que me haga su tortilla de patatas y hasta le voy avisando de que lo tiene que hacer desde días antes de llegar.

¿Quieres saber cómo hacer tortilla de patatas?

Cuando estaba en la universidad, alguna vez que otra, a media mañana, cuando el hambre aparecía antes de lo previsto, bajaba a la cafetería y me pedía un pincho de tortilla. Y ya que el otro día hicimos tortilla de patatas para acompañar el ajoblanco,  aprovecho y os cuento cuento la receta de tortilla de patatas, mientras me como un pincho de tortilla que sobró ayer.

Tanto si preparo una tortilla de patatas con cebolla o sin ella, me gusta dejar reposar un rato las patatas fritas dentro del huevo batido, para mezclar sabores. Ya os habréis imaginado a estas alturas del texto que lo que me gusta es que quede la tortilla de patatas jugosa por dentro. Por no decir que sería capaz de comerme la mezcla de huevo y patata sin pasarla por la sartén.

Aquí está la receta:

Tortilla de patatas con cebolla

Receta de tortilla de patatas (con o sin cebolla)

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas

Personas: 4 Tiempo: Dificultad: Fácil

Ingredientes

  • 500 g de patatas para freír
  • 5 huevos grandes (o 6 medianos)
  • 500 ml de aceite de oliva
  • 1 cebolla (si la quieres con cebolla)
  • Sal


Elaboración

  1. Pela y lava las patatas. Córtalas en rodajas de unos 2 ó 3 milímetros de espesor. Si son muy gordas, córtalas primero por la mitad a lo largo.
  2. Pela y lava la cebolla. Córtala por la mitad, y luego en tiras de medio centímetro de espesor (corte en juliana).
  3. En una sartén grande a fuego medio, calienta abundante aceite de oliva.
  4. Cuando el aceite esté caliente, añade las patatas poco a poco y por último la cebolla.
  5. Fríe las patatas y la cebolla a fuego medio-bajo durante una media hora, moviendo las patatas de abajo a arriba de vez en cuando para evitar que las del fondo se quemen.
  6. Cuando la patata empiece a ablandarse, pícalas con una espátula y continúa removiendo de vez en cuando de abajo a arriba.
  7. Escurre las patatas cuando éstas empiecen a dorarse.
  8. En un bol grande, bate los huevos con una cucharadita poco colmada de sal.
  9. Añade las patatas, mezcla y déjalas reposar dentro de los huevos unos 5 minutos.
  10. Engrasa con 1 cucharada de aceite una satén de unos 23 centímetros de diámetro y ponla a calentar a fuego medio-alto.
  11. Cuando la sartén esté bien caliente, añade la mezcla de huevo y patatas.
  12. Dale forma redonda, recogiendo los bordes.
  13. A los 3-4 minutos, dale la vuelta a la tortilla, volteándola con ayuda de un plato llano o al aire (si eres valiente).
  14. Vuelve a darle forma redonda con la espátula y dórala por el otro lado durante 3-4 minutos más.
  15. Y ya está. Déjala reposar un momento. ¡Buen provecho!


Sugerencias, trucos y consejos

  • La tortilla de patatas está mucho mejor si se sirve templada, o incluso un poco fría.
  • Dependiendo si te gusta más o menos hecha, ajusta los tiempos de cocción en los pasos 13 y 14.
  • Sírvela con un trozo de pan y mayonesa casera y ya tienes un pincho de tortilla. O también, con salsa brava.
  • Un truco para eliminar el máximo posible de aceite de las patatas es dejarlas un rato dentro de un colador o escurridor grande de acero inoxidable.

 
Clasificado en: receta tortilla

Tortilla de patatas con cebolla

Ahora ya sabes cómo hacer tortilla de patatas con o sin cebolla

¿Te ha gustado la receta?

Sí, ya se que decir que la tortilla de mi madre es la mejor tortilla de patatas de España y del mundo es algo exagerado, pero ¿quién no tiene una madre o una abuela con alguna receta que nos provoca la misma sensación?

Si eres cocinillas y te gustan las recetas de cocina fáciles para cada día, te invito a unirte a mi página de Facebook y a seguirme en Twitter e Instagram, para no perderte ningún detalle. ¡Ya verás como vamos a cocinar rico!

Por cierto, que el «túper» del que hablaba al principio aún lo conservo y ha venido conmigo en todas las mudanzas, por muy lejos que me haya ido. Aún está como casi nuevo y eso que hasta se ha venido conmigo a esquiar y hemos estado comiendo juntos a casi 3.000 metros de altura.

¡Hasta pronto!